FILM 2, el cine puede volver a tu ciudad

Film 2

Hemos conocido el nacimiento de Film 2, una plataforma que surge de la idea en forma de emprendimiento o start-up por parte del cineasta Antonio Dyaz y el ingeniero Jorge Massa.

Film 2 quiere cubrir ese hueco que ha quedado en muchas ciudades españolas donde la falta de rentabilidad ha llevado al cierre de su sala de cine. Film 2 se postula como una plataforma colaborativa al estilo de Uber para los coches o Airbnb para los alquileres: un intermediario entre exhibidores, los dueños de las salas, y distribuidores, los dueños de las películas.

Mediante un acuerdo con SGAE y con el ICAA para hacer esta labor de intermediación legal, cualquier localidad o persona que disponga de un local mínimamente habilitado para proyectar cine, puede hacerlo de un modo sencillo y obtener un beneficio. Film 2 propone para ello la emisión en streaming del título concertado y la venta previa de entradas en su plataforma, con la libertad por parte del exhibidor de fijar su precio.

El reparto del beneficio en cada proyección será dividido en 3 partes equivalentes:

  • Una parte para quién organiza la proyección, el exhibidor
  • Otra parte para cubrir los derechos de la película que van a la compañía distribuidora
  • Y una tercera parte para la propia Film 2 y cubrir sus gastos de personal e infraestructura

Su apuesta para el catálogo es ofrecer títulos que, por motivos de mercado, no han podido llegar a todo su público potencial; así como facilitar a grupos de cinéfilos y aficionados una poderosa herramienta que les permita recuperar la experiencia de ver cine programando determinados títulos o incluso ciclos que recuperen la experiencia de compartir el visionado en sala oscura y en compañía.

Los creadores de Film 2 ponen como ejemplo ilustrativo la ciudad de Aranjuez (Madrid), una población de 60.000 habitantes que tienen que recorrer un mínimo de 30 kilómetros para poder ir al cine. La plataforma ya ha llegado a un acuerdo con el Ayuntamiento para utilizar uno de sus edificios emblemáticos, el Auditorio del Centro Cultural Isabel de Farnesio, para facilitar nuevamente la existencia de una programación de cine con cierta estabilidad para sus habitantes.

Una gran noticia e iniciativa a la que deseamos toda la suerte posible.

Dejar respuesta

4 × uno =